Category

Descanso

Malos hábitos que afectan a tu descanso

5 malos hábitos que afectan a tu descanso

Todos sabemos que hay que dormir entre 7 y 8 horas diarias para que el cuerpo descanse y recupere energía para afrontar un nuevo día. Hay personas que necesitan más o menos horas. Cada cuerpo es distinto, pero en general, durmiendo esas horas te sentirás descansado y listo para empezar la jornada.
No obstante, el tiempo que duermes no lo es todo, ya que la calidad del sueño es también un factor muy importante. Es necesario descansar bien y para ello hay que tener en cuenta algunos factores que pueden perjudicar a tu descanso diario.

Cómo sentarse en el sofá

¡Alarga la vida de tu sofá sentándote bien!

Hay ciertas posturas a la hora de sentarse en el sofá, que por muy cómodas que resulten, podrían causarle daños o problemas al mueble. No sólo se trata del tejido y de las costuras, sino también de malformaciones en la estructura. Estos problemas son más preocupantes, ya que no tienen vuelta atrás. ¿Sabes si alguna de las posturas que llevas a cabo en tu sofá podría dañar su estructura?

Cuando llegas a casa después de un largo día en el trabajo o estudiando, llega el momento más esperado del día, en el que te apoderas de un buen libro o de la televisión y te sientas en el sofá para desconectar y relajarte. Pero hay que ir con cuidado. Debes descansar cuerpo y mente pero sin causarle daños al tresillo. Es decir, para que tu sofá se conserve en buen estado durante más tiempo, más vale que no repitas estas posturas que podrían dañar su estructura y hacer que pierda la comodidad que tiene ahora.

1. La mejor postura es tumbado o simplemente sentado, sin forzar ninguna de las partes del sofá, para evitar que se deforme la estructura.

2. No se recomienda sentarse con un pie en el suelo y otro sobre el sofá, ya que podría hundirse la base o estructura inferior.

3. Si te tumbas, debes evitar usar el brazo como cojín, ya que terminarás quitándole su forma y su función principal.

Sofá cama, imprescindible para tus visitas

¿Te ha ocurrido alguna vez que se te ha presentado un invitado a dormir en casa y ha tenido que pasar la noche durmiendo en tu sofá? ¿Aún no tienes un sofá cama en casa? Cada vez es más común tener en casa un sofá cama para poder actuar como un perfecto anfitrión con tus visitas.
Un sofá cama es un mueble muy funcional e imprescindible en muchos hogares. Te aporta la comodidad de un sofá clásico, ofreciendo plazas de asiento en las que disfrutar en tu salón y, además, te ofrece una amplia cama para poder convertir tu salón en un dormitorio improvisado para tus amigos o familiares.
En la actualidad, se ha convertido en un gran aliado de los pequeños apartamentos, en los que los metros son tan escasos que hay que aprovecharlos al máximo. En estos hogares lo habitual es disponer tan sólo de un dormitorio, por lo que tener un sofá cama en el salón es la mejor opción para recibir a las visitas y poderles ofrecer un dormitorio improvisado en el que pasar la noche.

Tipos de sofás cama

Existe una gran variedad de sofás cama, desde los sistemas más sencillos a los más complejos, con los que incluso puedes disponer de una litera en cuestión de segundos. En OKsofás disponemos de dos tipos de sofás cama: los sofás cama con sistema italiano y los sofás cama de clic-clac.

¿Cómo sentarse en el sofá?

Después de una larga jornada laboral, cuando al fin logras llegar a casa y tener un rato para descansar, no sueles preguntarte cómo deberías sentarte en el sofá. Puede parecer una tontería pero es importante que el tiempo que pasamos en el sofá lo usemos únicamente para descansar, relajarnos y recargar energía. Por eso es no debemos coger malas posturas que luego puedan perjudicar a nuestra salud, con dolores cervicales o de espalda.

No existe una única postura perfecta para descansar en el sofá. Todos los cuerpos tienen la capacidad de coger una postura natural y relajada, pero los malos hábitos provocan tensiones musculares que pueden acabar en fuertes dolores.

36909967_m

Es importante que conozcas cuáles son los hábitos correctos para estar sentado y así, puedas evitar futuros dolores o molestias.

La historia del sofá

Hay objetos por los que sientes curiosidad por saber quién, cómo y porqué se inventaron, cómo el teléfono, la bombilla o la fregona. Hay otros, que quizás por su uso diario o por la costumbre de verlos siempre en tu hogar, no te generan esa curiosidad. No sueles preguntarte quién inventó los muebles, como la mesa, sillas o el sofá.

Son muchos los famosos inventores que a lo largo de la historia han ido dejando huella y a los que conoces porqué se les ha reconocido en múltiples ocasiones, pero hay otros de los que nunca se habla y nadie conoce.

¿Quién inventó el sofá? La historia del sofá es muy antigua y aunque ahora en todas las casas hay un sofá, esto no siempre fue así y hubo una época en la que los sofás eran sólo para los más ricos y afortunados.

Sofá Antiguo Egipto

sofa brazo siesta

Sofás cómodos para evitar dolores de espalda

A la hora de comprar un sofá es muy importante que nos resulte cómodo. La comodidad es muy subjetiva y depende del cuerpo de cada uno, por eso es importante que antes de comprar el sofá lo pruebes y notes que la acogida del cuello y de la espalda son adecuadas para ti.

romo--abierto-traz

Modelo Romo OKSofás

Muchas veces nos dejamos llevar más por el diseño y la moda a la hora de elegir un modelo u otro, pero si le vamos a dar un uso diario y, sobretodo, si sufrimos de la espalda, debemos tener en cuenta los aspectos de ergonomía y comodidad para así disfrutar más de los ratos que pasemos en él, ya sea viendo la televisión, descansando o hablando con la familia.

colchón dublin

¿Qué tipo de colchón debo escoger?

Aunque resulte exagerado, pasamos un  tercio de nuestra vida en la cama. Así que es importante que invirtamos en nuestro descanso y demos importancia a nuestro colchón, ya que en él vamos a pasar mucho tiempo.

El colchón debe soportar nuestro peso y debe adaptarse a nuestra fisionomía. No debe tener las mismas características un colchón para una mujer delgada que no supere los 65kg que un colchón para un culturista que supere los 85kg., ya que sus pesos y fisionomía no son iguales.

En el caso de que duermas sólo, no hay problemas para escoger un colchón que se adapte perfectamente a tu cuerpo, pero en el caso que duermas en pareja y la diferencia de pesos sea muy grande, es recomendable escoger un colchón con lechos independientes, como el modelo Dublin.

Sofa romo

Sofás para el descanso

Vivimos todos los días con ajetreo y estrés y apenas tenemos tiempo para podernos relajar. Cada día necesitamos un rato para poder descansar de verdad y no pensar en nada. Normalmente el poco tiempo que destinamos a descansar lo pasamos en el salón, viendo la televisión o leyendo algún libro o revista.

Esta es una de las principales razones por las que debemos elegir un sofá cómodo, teniendo en cuenta su aspecto, pero sobretodo las prestaciones que nos ofrece.

Una de las mejores características que puede tener un sofá para ser cómodo son los cabezales reclinables, que podemos ajustar a la altura de nuestra cabeza para conseguir una postura correcta.

galaxy3

Modelo Galaxy OKSofás

Otro punto a tener en cuenta son los asientos deslizantes, que nos permiten estirar las piernas y conseguir mucho más espacio donde descansar. De otro modo, pero igual de cómodos, son los asientos relax, que se reclinan y nos permiten tumbarnos en una cómoda posición para ver la televisión o leer.

romo--abierto-traz

Modelo Romo OKSofás

 

Otra característica que puede aportarnos más comodidad son los brazos siesta, unos brazos bien mullidos para podernos estirar y apoyar la cabeza sin necesitar cojines.

Después de contaros estos pequeños trucos, ¿qué tiene que tener para vosotros un sofá para ser el más cómodo?